Galería

ALICANTE. La rehabilitación de edificios crece un 5% y ‘rescata’ a la construcción de la provincia.

 

Aunque el sector de la construcción sigue casi en estado de encefalograma plano en la provincia, hay signos de cierta reactivación del otrora omnipresente ladrillo. Uno de esos síntomas lo ofrece el subsector de la rehabilitación, que emplea a miles de trabajadores y que ha sido determinante, según fuentes del Servef, para que en la provincia la construcción lidere la reducción del desempleo durante el año 2012. El Colegio de Aparejadores de Alicante, el que tiene competencias a la hora de otorgar los visados para cualquier tipo de ejecución de obras, confirma que las tramitaciones para reformas, restauraciones y mantenimientos de edificios ha crecido en el ejercicio recién despedido un 5%. Empresas especializadas en el sector, como Urbana de Exteriores, consolida su actividad no solo en la obra nueva, sino sobre todo en la rehabilitación de edificios, como uno emblemático de la no menos insigne Plaza de los Luceros de Alicante.

A falta de contabilizar los últimos días del año y el cómputo del mes de diciembre, los visados para obra nueva se reducen en más del 22% en la provincia y también en un porcentaje similar las ampliaciones de obras. Sin embargo, hay un soplo de aire fresco en el caso de las rehabilitaciones de edificios, uno de los capítulos que, desde el inicio de la crisis, más ha reivindicado el presidente de la patronal de la construcción Fecia, Ramón Jerez, como vía de escape temporal contra el parón inmobiliario.

Por categorías.
Según explica  el gerente del Colegio de Aparejadores y Arquitectos Técnicos de Alicante (Coata), José Antonio Valiente, solo crece este año en la actividad profesional propiamente dicha en la que hay intervención del aparejador la tramitación de visados para reformas, restauraciones y mantenimientos; los acondicionamientos de locales comerciales; y los refuerzos y consolidaciones de edificios y estructuras.

De todos modos, los proyectos de rehabilitación de edificios, pese a parecer lo contrario a simple vista en la calle, son muchos menos que en tiempos del boom del ladrillo y en la fase de crecimiento económico de Alicante durante la década del año 2000, matiza José Antonio Valiente.

La construcción de edificios de viviendas o bien la de bungalows o chalés sigue totalmente estancada en la Costa Blanca, que llegó a acumular un ‘stock’ de pisos nuevos sin vender, cuando se pinchó la burbuja inmobiliaria, de 50.000 unidades, según informó la patronal de promotores Provia en su día en una junta directiva de Coepa.

Si el pasado año hubo en la provincia 25 municipios de tamaño medio o grande que registraron crecimientos de visados para construir viviendas nuevas, la cifra se reduce a 17 en el recién despedido 2012, con datos hasta noviembre.

lasprovincias.es

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s